PERROS BOULEVARD

***** Y la clave de enero: enebro tu dolor, y la clave de enero, perros bulevar, franceses, bucal, de Temístocles, “O” argentos, caníbales. Cruces, inyecciones de intenciones, trasher magazines en el desván, desfloran una cigarra glamour. ¿ Que es esto?, pregunta el romano, ¿una cruz en llamas?, y ¿ el cruficado?: Delivery de volcanes hirvientes. Dormís desnuda a mi lado. Dios, Lúcifer, invóquenme :  ¿ Puede haber algo mas hermoso que tus imperfecciones excitantes al desnudo que no cuentan ?. SrF antipoeta new wavE. ******

DELFIN DEL MUNDO

******* No se si ya se hayan dado cuenta, pero  mi último  libro CRONICAS DEL LEON fue un gran pretexto para escribir una auto-biografía free y  alocada. No se si se hayan dado cuenta, pero la ficción como refugio, abraza palabras de fines de otros  mundos, nada es mentira ni verdad, allí es adonde me gusta estar. Belleza de la contradicción. No hay error. No existe. Arte pop. 4-ever pop. No se si se hayan dado cuenta, pero soy el que la última vez que tocó vio  que había muy poca gente, y se preguntó, amablemente, adonde estaban los que no estaban. No se si se hayan dado cuenta,  soy un oplita espartano del rock y sus inconvenientes, consecuencias, contradicciones. , naturalezas eléctricas.  No se si se hayan dado cuenta.  Arte:  entiendo el sufrimiento, mas le escapo estar en el. En todos mis libros está TWIN PEAKS. , Como soporte,  influencia, como sujeción de mis alocados encumbramientos con la magia, fuego, camina conmigo. No se si se hayan dado cuenta, pero soy un tipo, simple   e inseguramente, feliz. Todo el tiempo. Hasta la plenitud de los Abetos Douglas, Arces, florecientes Guatambúes. SrF. Antipoeta new wave pop.

DISCO MARTE

*****  Pánico en la disco Marte . Son todos unos caretas, menos vos. Lamer tu dolor. Juegos con el inyectable trashumante, me enebro, descalzo, clavos en la cruz de mi humanidad, resentimiento post-mixer. Horror en Ctulhu. Besos de rayo  anuncian la pestilencia de los ejecutivos discográficos , sin azares, moscas. Ominoso neón de vastos y númenes cantábricos. Mundo delfín. Apóstatas regulando macabro el motor poseidón del Chevrolet Magma. No pido que me entiendan, solo busquen refugio , cobardemente, al igual que  yo, y mi galera acalorada de estopa negra, en la  pútrida y mórbida ficción de los Xenxontles y su  canto. Ulular.  Me he escondido de mas. No preguntes. Son todos unos caretas,quien dice, abuso de la formalidad yuxtapuesta, menos vos/tu. ******.

SrF. antipoetA.KornalO supEr estAr. antes delfín (Flipper ) del mundo. DIC/2012.BSAS. MDP.

No comerás mas carne, no, no

*******  Trueque lanzallamas. Ostiones souvenir en Santiago.  Inyección de vida: palpitando horizontes. Rock transandino. Laudano, Lautremont, y un mixer de alquimias. Tu suavidad en film. Amante cobra , serpiente,  llagas, dagas y perlas. Escamas de tatoos, dos veces amable:  con el mesero,  con el chamán de la vuelta del antro-rock. Músico dependiente: a confesarlo: sin carnes, sin ojos. Estábamos desnudos, palpitamos la muerte en dos ondas. Mil manos para evocarte, soldado oplita espartano del rock affair. Ostra Parabellum. Dormimos mal. Presos de Florianópolis, toda la actitud, perros macabros. Soñamos huesos, cobras filisteas, multi-track frívolo – onda new wave, inyecciones  ámbar. Un líquido estrambótico penetró la carne del fantasma a través de la delgada aguja espúrea de mares cantábricos y basura humeante.  Lo que me impresionó fue su rugir de multitudes pleistocénicas. Inquisidor silencioso y redimido. En el periodico matutino, entre hidro-miel y hoteles cinco estrellas de esos que agobian con sonidos ultramar, leyendo bajo el sol de Marte,  los titulares al revés: “Músico dependiente, no como carne. Porque la virtud es un “cauchermar” con espasmos. Hay bandas de rock que no me identifican, el fuego camina conmigo”. SrF.

SU PROPIO INFIERNO

*****  Aquel monstruo había sido  desheredado de  su propio infierno. Yo mismo exorcicé vampiros, nosferatus montaraces, skinheads lanzallamas.  Con olfato pueril, pude vislumbrar, magia negra, oráculos sumerios, cruzados con Olmecas, y Punks, la muerte joven. Mixer de horror, multi-track siniestro. Nos desplazamos hacia el lugar en donde todo era oscuridad, nómades sombríos crucificando la noche  tientan a filisteos con  trueques atroces. Después llegaron los amplificadores, cables,  y el goce pagano, terrenal:  Distorsión. Efímera, futíl, panacea de Oplitas espartanos, rockers ramoneros ocultos en el caballo de Troya. Orgía de magma. No volaré, caminaré por la tierra con mis  cuerdas al hombro. Tocando la guitarra, cantando.  Los sátiros y sus obscenidades en el flyer de la banda de rock. Después de hacer el amor. A descansar.

SrF. Kornalo. Antipoeta new wave. Vengo del futuro.